Cómo proteger tu Mac de cualquier tipo de malware

Por mucho tiempo se tenía la creencia de que los ordenadores Mac no podían infectarse con malware, pero esto ya es una idea obsoleta. Ningún ordenador está a salvo de malware, ni siquiera los Mac. Sin embargo, esto no significa que MacOS será un sistema operativo inseguro, pero al igual que Windows y Linux es vulnerable a los errores del usuario. De manera que garantizar un ordenador Mac sin malware siempre dependerá de nosotros.

¿Cómo mantener mi Mac a salvo de los malware?

Mantener Mac y los programas actualizados

Seguramente muchas veces MacOS te notifica sobre nuevas actualizaciones y siempre haces clic en “Recordarme más tarde”. Pues un buen consejo es dejar de hacer esto. La forma más importante y fácil de mantener un ordenador Mac a salvo de malware es mantener macOS y sus aplicaciones actualizadas.

El sistema actualiza las vulnerabilidades de seguridad conocidas, por lo que si no está actualizado estás dejando la puerta abierta para que entre malware en tu sistema y explote las vulnerabilidades. De manera que las actualizaciones del sistema siempre actualizan X-Protect, el software oculto antimalware de MacOS que brinda protección contra malware común.

Las actualizaciones de las aplicaciones también son importantes. Por ejemplo, el navegador es un medio por el cual tu ordenador puede infectarse, por lo que hay que mantenerlo actualizado. Las vulnerabilidades en cualquier aplicación son un problema potencial. Pero por fortuna, el Mac App Store hace que la administración de las actualizaciones sea muy fácil y MacOS siempre notifica cuando existen actualizaciones que descargar.

Solo instalar software confiable

Si sabes dónde buscar, es fácil encontrar aplicaciones para Mac gratuitas. Pero aunque la piratería de software puede ahorrarte algo de dinero, también es habitual que termine infectando tu Mac con malware.

Por lo que lo mejor siempre será descargar software desde la Mac App Store o directamente desde el sitio web oficial del software. Además, de manera predeterminada tu Mac solo ejecutará software de desarrolladores autorizados. Una capa de seguridad muy importante y que no deberías modificar, a menos que estés seguro que la aplicación que deseas ejecutar provenga de una fuente confiable.

Nunca deshabilites la protección integral del sistema

La protección integral del sistema o SIP, hace que sea casi imposible para cualquier cosa que cambie los aspectos centrales del sistema operativo, a menos que sea un paquete de actualización de MacOS. Aunque antes cualquier usuario podría abrir el Terminal y cambiar algunos aspectos del sistema, ahora la mayor parte de esto está protegido.

Ejecutar análisis de malware

Descargar Malwarebytes para cualquier ordenador con Windows garantiza en gran parte dejar un ordenador libre de malware. Y lo mejor es que para Mac también está disponible Malwarebytes para analizar ocasionalmente este ordenador.

Es un programa excelente y esencial si sospechas que tu Mac puede haberse infectado. Por otro lado, si deseas un escáner de malware activo puedes descargar Sophos, que es gratuito y tiene muy buena reputación. Quizás consuma algunos recursos del sistema, pero es capaz de detectar infecciones en tiempo real.

Deshabilitar Java y Flash

Es recomendable mantener estos complementos desactivados, y de manera predeterminada Safari mantiene Java y Flash desactivados, ejecutándolos cuando los vuelves a habilitar específicamente. Por lo que solo debes habilitarlos en los sitios web que confíes y cuando sea necesario.